¿Limpiar la casa para relajarse?

Para muchas personas las palabras relajación y limpieza son antónimos naturales, especialmente si suelen hacer el mal hábito de limpiar la casa por la noche, cuando llegan de trabajar y lo único que quieren hacer es descansar. Sin embargo, la limpieza del hogar puede convertirse en una especie de terapia que puede ayudarnos a desconectar. Si este es tu caso, limpiar para relajarse es lo tuyo.

limpiar para relajarte, limpiar como terapia, limpieza de terapia intensiva

La limpieza del hogar como terapia

Un estudio reciente ha revelado que la limpieza puede convertirse en una buena forma de eliminar el estrés. Dejar la mente en blanco y olvidarse de los problemas cotidianos ya que nuestra atención está focalizada. En eliminar esa mancha que nos trae de cabeza o dejar los platos limpios. Se trata de una buena forma de canalizar nuestra ansiedad y evitar que ésta vaya a más.

También tiene mucho que ver el hecho de que, al limpiar, vemos los resultados de forma inmediata. Es decir, a diferencia de los objetivos que solemos ponernos como bajar de peso, comer más sano, leer más, etc. Que suelen llevar mucho tiempo y fuerza de voluntad para que podamos ver resultados. Al limpiar vemos la causa-efecto inmediatamente y la satisfacción que nos produce haber cumplido una meta nos ayuda a relajarnos y ser más felices. ¿Quién no disfruta de una casa limpia y ordenada? Esta sensación también nos ayuda a sentir que tenemos el control de nuestra vida y nos motiva a ser más proactivos.

Pero ojo, para que la limpieza deje de ser una tarea incómoda y sea una forma de catarsis tiene que pasar algo fundamental: que personalmente disfrutemos de hacerla. Que no nos genere estrés o ansiedad tener que limpiar nuestro piso o la casa. Para lograrlo, tenemos algunos consejos de limpiar para relajarte y hacerla más divertida.

1. Escucha música al limpiar

¿Quién no ha usado la fregona como micrófono? Diviértete mientras limpias, hazlo al ritmo de tu canción favorita y verás lo rápido que pasa el tiempo y lo limpio que queda el suelo.

2. Organiza la limpieza

Si dejas que las tareas de limpieza se acumulen harás que el trabajo sea más difícil. Te lleve más tiempo y como consecuencia llegue el temido agobio. Te recomendamos realizar un calendario semanal de limpieza. De forma que dediques una hora diaria a tareas específicas que harán que ni siquiera lo sientas.

3. Cuando termines la limpieza ¡Date un capricho!

Después de tener listo tu calendario de limpieza semanal, prémiate cuando lo hayas cumplido. Por ejemplo, si terminaste todo el calendario de la semana según lo planificado, date un baño de burbujas como recompensa o tómate una caña. Si quieres ser más ambiciosa, proponte cumplir con el calendario de limpieza todo el mes y prémiate, por ejemplo, con un día de spa. Tener los ojos en el premio te mantendrá motivado.

Ya conoces los consejos de limpiar para relajarte. Pero la mejor forma de que la limpieza te relaje es que alguien más la haga por ti y tu disfrutes de tu tiempo libre. En Limpiezas Express limpiamos más de 200 áreas de la vivienda en solo un día, logrando eliminar la suciedad acumulada por años. Calcula tu precio en nuestro calculador online de limpiezas a fondo de pisos y casas y disfruta de una casa limpia sin hacer ningún esfuerzo.

2018-10-02T09:29:14+00:00febrero 20th, 2018|Limpieza estancias de casa|