21 problemas de limpieza que puedes resolver con bicarbonato de sodio

El bicarbonato de sodio tiene el poder de refrescar y limpiar lugares aparentemente innumerables en tu hogar. Es un abrasivo súper efectivo (pero suave) y es un gran desodorizante natural, por lo que es útil en todo tipo de emergencias de limpieza. A continuación, te damos una lista de los problemas que puedes resolver con bicarbonato de sodio.

consejos de limpieza, limpieza de casas

Los usos en la limpieza del bicarbonato de sodio

1. Limpiar las fiambreras de plástico

Las sobras tienen una forma de dejar su marca. Para mantener limpios tus envases, limpia con una esponja rociada con bicarbonato de sodio. O borra las manchas difíciles sumergiéndolas en una solución de cuatro cucharadas de bicarbonato de sodio y un litro de agua tibia.

2. Eliminar los malos olores de la nevera con bicarbonato de sodio

No te preocupes por que el salmón de la noche anterior vaya a dejar tu frigorífico oliendo a pescado los próximos meses. El bicarbonato de sodio absorberá los fuertes olores de los alimentos para que no se queden ni cambien el sabor de los alimentos vecinos.

3. Eliminar la suciedad de frutas y verduras

Mezclado con agua, el bicarbonato de sodio puede eliminar la suciedad y el recubrimiento ceroso de las frutas y verduras que compras. Así te asegurarás de que los alimentos estarán libres de la cera que poseen para que brillen más en los estantes de los supermercados y de otras sustancias.

4. Limpiar la cocina con bicarbonato de sodio

Casi todos los lugares sucios de tu cocina se pueden beneficiar de un tratamiento con bicarbonato de sodio. Combínalo con agua para limpiar encimeras, fregaderos de acero inoxidable, microondas, campanas extractoras y utensilios de cocina.

5. Eliminar la grasa de platos y ollas

Desengrasar los platos y sartenes con una poco de bicarbonato de sodio y jabón de lavar platos.

6. Eliminar el mal olor de los estropajos

Remoja los utensilios básicos de cocina en bicarbonato de sodio y agua para refrescarlos para que puedas usarlos un poco más. Pero recuerda, aún debes tirar tus estropajos cada dos o tres semanas, dependiendo del uso.

7. Limpiar la cama de tu mascota

Las camas de mascota con mal olor son un problema que puedes resolver con bicarbonato de sodio, solo espolvorea un poco del producto, deja reposar por 15 minutos y aspira.

8. Limpiar juguetes sucios usando bicarbonato de sodio

Lucha naturalmente contra los efectos de las manos sucias de tu pequeño limpiando los juguetes con una esponja humedecida en una solución de bicarbonato de sodio y agua.

9. Limpiar una pared que tenga manchas de lápices de colores

Cuando los esfuerzos artísticos de tu hijo terminen por toda la pared, no tienes que repintarla, solo restriega ligeramente con una esponja húmeda y bicarbonato de sodio.

10. Acabar con el moho del baño

Frota la bañera, los azulejos, el fregadero y la cortina de la ducha con una esponja húmeda y bicarbonato de sodio. Enjuaga para dejar las superficies brillantes.

11. Quitar el polvo de los peluches

Estos acumuladores de polvo serán más fáciles de limpiar si los colocas en una bolsa de plástico grande con una taza de bicarbonato de sodio. Asegura la parte superior de la bolsa y agita bien. El bicarbonato de sodio ayuda a extraer la tierra y el polvo. Después de sacarlos de la bolsa, aspira el peluche.

12. Limpiar manchas de la ropa con bicarbonato de sodio

Tanto los blancos como los colores saldrán más brillantes de la lavadora si agregas una taza de bicarbonato de sodio a tu carga. Combinado con detergente líquido, ayuda a equilibrar los niveles de pH para limpiar la ropa.

consejos de limpieza, limpieza de pisos, limpieza de casas

13. Desatascar el desagüe

Limpia un desagüe obstruido vertiendo 1/2 taza de bicarbonato de sodio, seguido de 1/2 taza de vinagre. Cubre con un paño mojado para contener los efectos de la feria de ciencias (¿recuerdas los volcanes de bricolaje?). Espera cinco minutos, luego enjuaga con agua caliente.

14. Eliminar el olor a pies de las zapatillas espolvoreando bicarbonato de sodio

Si te huelen los pies, no te preocupes, porque con este truco no tendrás que avergonzarte más de unas zapatillas malolientes. Refréscalas después de la clase de gimnasia rociando bicarbonato de sodio dentro de los zapatos. Solo sacúdelos antes de volver a ponértelos.

15. Eliminar los olores de contenedores de basura

Coloca un poco de bicarbonato de sodio en el fondo de tu cubo o contenedor de basura para luchar contra el hedor que emana.

16. Limpiar un derrame de aceite en el suelo de tu garaje

¿Tienes una mancha de aceite en el suelo de cemento de tu garaje? Vierte un poco de bicarbonato de sodio y frota con un cepillo húmedo para que desaparezca.

17. Limpiar la suciedad de la parrilla frotando con bicarbonato de sodio

Elimina la suciedad que las barbacoas de verano han dejado en tu parrilla. Para ello utiliza un cepillo. Solo tienes que verter el bicarbonato de sodio sobre la parrilla, dejar reposar y frotar con el cepillo. ASí la dejarás lista para el próximo evento.

18. Acabar con la suciedad de los muebles de tu porche o jardín

Antes de sacar tus sillas de jardín para la temporada, límpialas con un trapo con bicarbonato de sodio y agua. Y antes de que las guardes al final del verano, coloca bicarbonato de sodio debajo de los cojines o dentro de tus bolsas de almacenamiento para mantenerlas frescas.

19. Combatir la humedad de las toallas

Al igual que en el frigorífico, una caja abierta de bicarbonato de sodio colocada cerca de las sábanas y toallas puede combatir los olores a humedad.

20. Eliminar los cercos de las mesas

Si alguien olvidó su posavasos y dejó un cerco en tu mesa, combina una parte de pasta de dientes blanca sin gel con una porción de bicarbonato de sodio. Humedece un paño con agua, agrega la mezcla y frota la mancha. Luego toma un paño seco y limpia. Usa otro paño suave para un brillo final y termina puliendo como lo harías normalmente.

21. Limpiar la joyería ennegrecida usando bicarbonato de sodio

Cuando la plata deje de brillar, elimina el ennegrecimiento haciendo una pasta con tres partes de bicarbonato de sodio y una parte de agua. Aplícalo con un paño sin pelusa (no una toalla de papel, ya que puede rayar la pieza) y enjuaga.

Ya vez que existen muchos problemas de limpieza que puedes resolver con bicarbonato de sodio así que aprovecha este producto para dejar tu casa reluciente. Pero si quieres dejar tu casa en manos de profesionales calcula tu precio en nuestro calculador online de limpiezas a fondo de pisos y casas y olvídate de las tareas complicadas.

2019-05-27T13:06:09+00:00marzo 7th, 2018|Trucos express de limpieza y productos|